25 de marzo de 1987

MENSAJE DE LA VIRGEN DE MEDJUGORJE

Queridos hijos, hoy les agradezco su presencia en este lugar donde les estoy dando gracias especiales. Los invito a que cada uno comience a vivir la nueva vida que Dios desea de ustedes y a empezar a hacer buenas obras de amor y misericordia. No deseo, hijos queridos, que vivan los mensajes y al mismo tiempo sigan pecando, porque eso no es de mi agrado. Por tanto, queridos hijos, deseo que cada uno comience una nueva vida y que no destruyan todo lo que Dios obra en ustedes y todo lo que les está dando. Les doy mi bendición especial y permanezco junto a ustedes en el camino de la conversión. Gracias por haber respondido a mi llamada.

VIDENTES
Compartir:Compartir en FacebookCompartir en Google+Tweet en TwitterEnviar esta página por correoImprimir esta pagina